SERVICIOS - BEBIDAS

PUBLICIDAD

¿Qué otras bebidas puedo ofrecer?









Además de champaña, cava, vinos espumosos, vinos blancos, tintos y rosados, en la celebración podemos ofrecer otras bebidas con alcohol y otras sin alcohol.


Las bebidas con una alta graduación de alcohol se conocen como “aguardientes”. Entre ellas encontramos: whisky, vodka, ginebra, ron, tequila, brandy (cognac).


Otras bebidas alcohólicas que podemos ofrecer en la recepción son: cerveza regular y ligera (muy apropiada en las bodas en la playa o en el campo), sidra (que está elaborada de zumo de manzana y por su baja graduación alcohólica resulta muy refrescante), sangría (ideal para eventos menos formales, elaborada con una mezcla de frutas, licores y gaseosas o agua de soda, que se sirve generalmente en poncheras), ponche (ideal en el verano porque es una bebida que se sirve bien fría y se prepara en grandes cantidades a base de jugos de frutas, granadina y algún tipo de alcohol al gusto). Además, podemos ofrecer todos los refrescos de bebidas alcohólicas “coolers” y de vinos “wine coolers” que son ideales para el clima caluroso, resultan refrescantes y son una buena opción para ofrecerlos en reuniones de pocas personas o al aire libre.


En un ambiente más formal, también podemos incluir una variedad amplia de bebidas preparadas y cócteles con alcohol. Sólo tendremos que preparar un pequeño bar o estación de bebidas. Allí podrán hacerse, entre otros, el Mojito, la Margarita, el Daiquiri, el Cuba Libre, la Piña Colada, el Martini.


Para poder complacer a todos, tendremos que contemplar las bebidas muy ligeras. Estas son las que tienen muy poco o ningún alcohol. Entre ellas encontramos las bebidas sparkling como las carbonatadas, las energéticas, el agua con gas (aguas minerales), los jugos gasificados y los refrescos. También están los jugos de frutas, el té frío, los cócteles sin alcohol elaborados con jugos, leche, granadina, agua de soda, y en especial las muy solicitadas: piña colada y limonada frozen. 


Los licores son apropiados para después o durante el postre, o para preparar los cócteles. Pueden ser de sabor a frutas, hierbas, especies o crema. Entre ellos están: Amaretto, licores anisados (como Sambuca), Benedictine, Cremas, Frangelico, Vermouth, los triple sec (licores fuertes con aroma a naranja como Curaçao y Cointreau), entre otros.



PUBLICIDAD












PUBLICIDAD